El Club

« El caballo es un buen profesor, tanto para el cuerpo como para la mente y el corazón » – Jenofonte, filósofo.

 

Para ser coherente con el espíritu que queremos dar al centro ecuestre y permitir la acogida de diferentes públicos, especialmente un público con autismo, además de hacerlo en las mejores condiciones, hemos optado por promover y desarrollar un enfoque etológico de la equitación. Nuestro referente es uno de los grandes especialistas en équine etologia en el mundo, Andy BOOTH. Todos nuestro instructores son formados y supervisados por Catherine et Andy BOOTH.

 

El nuevo centro ecuestre, cuya construcción se completará a finales de 2014, tendrá un picadero cubierto de 20×60 con una tribuna, acceso para minusválidos, boxes y sillerías, club house y vestuarios. En el exterior habrá dos carreras de 20×60 y fácil acceso a numerosos senderos señalizados para pasear.

El Domaine de Fraisse tiene caballos versátiles y adecuados para todos los niveles de jinetes, ofreciendo clases grupales y privadas basadas en diferentes disciplinas ecuestres.

Las sesiones individuales pueden satisfacer necesidades específicas y adaptarse a sus limitaciones, las clases en grupo se llevan a cabo en pequeños grupos con el fin de ofrecer una sesión de ejercicios etológicos y trabajar en la silla de montar.

Para la recepción de personas con autismo, ofrecemos sesiones de mediación con el caballo. Ya sea para familias, profesionales de la salud o instituciones, ofrecemos un lugar distintivo y adaptado, con personal capacitado.

Para aquellos que practican la equitación de ocio o deportiva, ofrecemos cursos, así como paseos atendiendo a una orientación etológica. Esta última se define por un trabajo a pie y a caballo, y tiene como objetivo establecer una relación duradera de confianza con el caballo.

Puede también, a través de caminatas y paseos a caballo, explorar las 140 hectáreas de bosques y prados de la zona y, además de esto, descubrir el país de los cátaros, el lugar donde el fértil valle del Aude se une con el impresionante macizo de Corbières.

Finalmente, para aquellos propietarios que buscan un lugar para su caballo, estos pueden tener tanto un espacio natural como una zona de trabajo de calidad. Ofrecemos diferentes formas de acogida.

Nuestro objetivo es acoger todo tipo de públicos y demostrar que las diferentes prácticas de la equitación pueden ser complementarias y aportarnos felicidad y bienestar.

No dude en contactar con nosotros para cualquier información adicional.